Este será mi reducto, mi isla desierta, mi fortín de altos muros donde, aun, no llega la máquina oscura, pesada y maloliente de la censura.
Espero que lo disfrutéis conmigo.